Vivienda Económica

Vivienda Económica

´

Artículo de Flora Manteola para Revista Notas CPAU.

Fueron distintas modalidades, políticas del Estado para encarar el tema del enorme problema habitacional que padecen los grupos sociales más vulnerables.

El Estado a través de entes nacionales, provinciales o municipales realizó licitaciones de proyecto y precio, convocando empresas constructoras a presentar una oferta económica y un proyecto que respondiera a bases y programas precisos e inamovibles en cuanto a número de unidades y superficies. En algunos casos se incluía equipamiento comunitario como escuelas, guarderías y áreas de deportes.

Y en la mayoría de los casos la evaluación del proyecto fue la puerta inicial para las adjudicaciones.

El trabajo conjunto de arquitectos/as, constructores/as y técnicos/as facilitó la incorporación de tecnología de prefabricación pesada, liviana o racionalización de técnicas tradicionales. Esto fue un punto muy positivo que lamentablemente no se da habitualmente.

Las unidades fueron y son un tema de búsqueda especial. Como alumnos de Wladimiro Acosta evitamos acercarnos a modelos inmobiliarios comprimidos, tratando de buscar pautas diferentes, interpretando las necesidades de sus posibles usuarios. Tal vez nuestro mayor aporte en este sentido haya sido la llegada y entrada a las unidades a través de la terraza en los barrios de La Matanza, San Isidro y otros. Este patio se convierte así en el ámbito central de la casa.

Un concepto tan difícil como es el de escala debería ser punto inicial de cada proyecto. La vivienda colectiva económica es posiblemente el tema más difícil, interesante y demandante de nuestra profesión. Es una deuda de los arquitectos con la sociedad.

Artículo completo en Revista Notas CPAU.

Fotografía: Alejandro Goldemberg – Barrio Piedrabuena (estudio MSGSSS).